Te has preguntado, ¿cómo puedes ser un consumidor responsable? En algunas ocasiones necesitamos adquirir nuevos productos, sin embargo, aprender cómo consumir de manera responsable sigue siendo un reto. Por esta razón, hoy en Préstamos 911 te traemos unos cuantos consejos que te ayudarán a lograrlo.

¿Qué es ser un consumidor responsable?

Cuando vamos de compras, siempre buscamos productos buenos y que se adapten a todas nuestras necesidades, incluyendo nuestro presupuesto, no obstante, en la gran mayoría de las ocasiones nos fijamos muy poco en el impacto que el producto causa en nuestra sociedad y en la vida de sus productores.

Comprar un producto no solo se trata de la adquisición de algo que satisfaga nuestras necesidades, la búsqueda de eso que está detrás de la fabricación del mismo es lo que caracteriza a un consumidor responsable.

Consejos para ser un consumidor responsable

Existen muchas formas de empezar a ser un consumidor responsable; a continuación, te dejamos algunos consejos, así que presta mucha atención.

1. Piensa antes de comprar

Lo primero que debes hacer para empezar a ser un consumidor responsable es detenerte a pensar: ¿realmente necesito este producto? ¿No existe manera de sustituirlo por algún otro? Es necesario que te tomes el tiempo para reflexionar si un producto verdaderamente es necesario y si le otorgarás la suficiente utilidad como para adquirirlo. No dejes que la publicidad influya en ti, tú mejor que nadie sabes lo que realmente necesitas.

Otra opción válida es tratar de conseguir eso que necesitas con algún conocido que lo tenga y ya no lo utilice, de forma tal que ambos salgan beneficiados.

Busca también entre tus cosas, quizás tengas algo semejante que solo necesite un par de reparaciones para quedar como nuevo. Pon todas tus opciones sobre la mesa y escoge la que más te acerque a ser un consumidor responsable.

2. Piensa en productos ecológicos

La mayoría de los productos en el mercado tienen una versión ecológica, su funcionamiento es exactamente el mismo solo que sus componentes cambian por unos menos dañinos para el ambiente. ¡Intenta con ellos! Aparte de ser más amables con el planeta, muchas veces suelen adaptarse mejor a nuestro presupuesto.

3. Adquiere productos reciclables

Si puedes comprar productos que puedan ser reciclados, entonces estarías ayudando de gran manera al medio ambiente, y a la reducción de fabricación de componentes similares.

4. Compara precios

Un consumidor responsable también se preocupa por su bolsillo. Existen ocasiones en las que un producto posee un precio mucho más elevado en un sitio en comparación a otro. Para empezar a ser un consumidor responsable, debes tener presente que tienes que evaluar distintas opciones cuando de precios se trata; para ello, busca el producto con la mejor relación “calidad – precio” que se encuentre en la tienda; si ninguno te convence, puedes ir a otros sitios. ¿Lo que te ofrecen es mejor y más barato? ¡Escógelo!

Aprender a cómo ser un consumidor responsable solo puede traerte grandes beneficios. En Préstamos 911 te recordamos que el consumismo irresponsable y excesivo afecta a tu bolsillo, y también al planeta, así que evítalo a toda costa.